Archivo por meses: Diciembre 2012

13 de 16: El Uni, de nuevo campeón de Asturias

Toca actualizar lo escrito hace un año: con el título conseguido este sábado el Uni ya lleva 13 campeonatos de Asturias absolutos en las 16 últimas temporadas. Además, pasa a ser el equipo con el record absoluto de campeonatos de Asturias conseguidos. Nadie nunca, desde los inicios con el ahora recién descubierto primer campeonato de Asturias con título para el Casino de la Unión en 1946, había conseguido 13 campeonatos de Asturias. Y también se ha roto la cábala de que los títulos venían de 4 en 4, ahora de momento la secuencia es 4-4-5 😉

Uni, campeón de Asturias 2012/13Posiblemente, este sea el año en que peor porcentaje de puntos se haya hecho, aunque quizá haya influido la reducción de tableros de 8 a 6. Pero a pesar de todo, y no sin emoción en el tramo final del torneo, se ha logrado el título número 13. Aquí no somos supersticiosos, así que no vamos a decir 12+1 ni nada parecido, simplemente nos emplazamos a que el año que viene podamos hablar de 14 de 17 ¿Por qué no? 😀

El dato negativo de la temporada lo ha puesto el equipo B que ha descendido de Segunda a Tercera División. Lamentablemente, el ajedrez es así, (siempre lo quise decir 😉 ) y merecidamente nos vamos a la Tercera. Esperemos que el próximo año no sólo estemos celebrando el título número 14 sino un nuevo ascenso a Segunda.

Mientras tanto, toca disfrutar de este nuevo título y de la marca conseguida. Seguramente muchas personas no se den cuenta del valor de lo logrado en todos estos años, y es que los ajedrecistas a veces tenemos una percepción de muy corto plazo (¡demasiado cortoplacista!). Pero pensemos en lo que habría supuesto esta marca en cualquier otra actividad deportiva. Disfrutémoslo mientras podamos.

Enhorabuena todos los que han contribuido formando parte del club a la consecución de este decimotercer título, y también a todos los que contribuyeron de cualquier manera a los doce anteriores. Y también al resto de clubes, a los que cumplieron sus objetivos y a los que no, nunca olvidemos que en esto del ajedrez, como en cualquier otra actividad no profesional, lo importante es participar y disfrutar de ello.

Ajedrez en la educación obligatoria de Canarias

Esta semana el Parlamento canario aprobó una proposición no de ley en que insta al gobierno de Canarias a incorporar la práctica y estudio del ajedrez en el horario lectivo de Primaria y Secundaria. Según la diputada proponente, el ajedrez resulta “ideal para poner a prueba y perfeccionar” la capacidad de razonamiento, la actitud analítica y el espíritu competitivo, desde la perspectiva de la nobleza de las personas. Además, se suma a la propuesta la amplia penetración del ajedrez en las escuelas canarias y que allí se haya realizado uno de los pocos estudios (sic) sobre los beneficios del ajedrez en las escuelas.

Una película sobre infancia, ajedrez y educación

El estudio es el siguiente, publicado este mismo año 2012: The Benefit of Chess for the Intellectual and Socioemotional Enrichment in School Children. Seguramente muy interesante, pero trata sobre la actividad de ajedrez como actividad realizada en horario extraescolar y como alternativa al fútbol o baloncesto. En un plano menos científico, existen bastantes obras sobre la presunta aplicación del ajedrez a ámbitos de la vida, normalmente profesionales y de negocios. Como la vida imita al ajedrez de Garry Kasparov o Jaque Mate: Estrategias ganadoras del ajedrez para aplicar a tu negocio de Miguel Illescas son simplemente dos ejemplos, si bien acaban siendo simplemente colecciones de anécdotas y batallitas de Abuelo Cebolleta de las que cada cual puede sacar las conclusiones que desee; tampoco nos debe extrañar este subgénero de libros de autoayuda y gestión empresarial, basta entrar la sección correspondiente en una librería y veremos más que suficientes ediciones de El arte de la guerra de Sun Tzu dispuestas a ayudarnos a mejorar nuestra vida profesional con sus mejores ideas estratégicas …

Por tanto, no nos extrañemos de que se sobrevaloren las propiedades del ajedrez en la enseñanza. De las propuestas para introducir el ajedrez en el sistema educativo, escribí no hace mucho. Seguramente como actividad extraescolar resulte sumamente interesante, o al menos no menos que otras como fútbol o baloncesto, especialmente cuando los padres superan la identificación de actividad saludable con aquella que se realiza al aire libre, sudando y corriendo. Pero incluirla como actividad obligatoria supone:

  1. Imponer obligatoriamente la actividad a los niños ¿Cuántos no la acabarán odiando?
  2. Quitarle horas a alguna otra materia bastante más útil, nimiedades tales como matemáticas, lectura o escritura que resultan bastante útiles.

No cabe duda de que para todos los aficionados al ajedrez y monitores más o menos profesionales puede ser una buena noticia. Y desde luego no sería una actividad más inútil que otras muchas que actualmente ocupan un espacio en los planes de estudio (Religión …). Pero no creo que ese sea su lugar, como tampoco lo creería de otras muchas actividades.

En cualquier caso, la mejor propuesta que he leído en este debate es la que hizo vía Twitter el bloguero (y maestro, en el doble sentido) Luis Bernal: introducir el ajedrez como una unidad didáctica en Educación Física o en Ayuda al Estudio. Simplemente como una herramienta más para el desarrollo y mejora de ciertas habilidades, sin excesiva carga horaria.

El Informe AGON: 605 millones de jugadores en todo el mundo

A mediados de este año la empresa AGON liberó un informe que situaba el número de jugadores de ajedrez en al menos 605 millones de personas en todo el mundo. AGON es una empresa propiedad del norteamericano Andrew Paulson, que desde septiembre de 2012 es la tenedora de los derechos de explotación del ciclo por el campeonato del mundo de la FIDE para los próximos 11 años. Su objetivo es explotar comercialmente este ciclo y otros torneos basándose en la popularidad del juego y su buena imagen general; a principios de este mes e periódico británico Daily Mail se preguntaba si Andrew Paulson podría hacer por el ajedrez lo mismo que Bernie Ecclestone ha hecho por la Fórmula 1. AGON explota también otros torneos, como el London Chess Classic, actualmente en juego.

La base de la estrategia de AGON parece estar en la cifra mágica de los 605 millones de jugadores, en la línea de los mil millones de jugadores deseados por el presidente de la FIDE, cifra de la que ya hablamos en esta web hace pocos meses. El argumento básico es que si existe una masa crítica suficiente de conocedores del juego, se les puede vender un producto atractivo convenientemente empaquetado y promocionado. ¿Pero qué hay de cierto en esa cifra de 605 millones? Entremos un poco más en detalle en ella.

El cálculo es fruto del trabajo de la empresa demoscópica YouGov. No emplea trabajo de campo, sino que se basa en un panel de individuos que acceden a recibir y responder encuestas por Internet a cambio de una recompensa. En consecuencia, sus costes se rebajan sustancialmente sobre el clásico estudio de cuestionario conducido por un encuestador y puede generar muestras masivas. Como en todo estudio estadístico, la fiabilidad vendrá de considerar a esa muestra como representativa de la población. Personalmente, y por mi experiencia con el trabajo con bases de datos masivas, en la mayor parte de los estudios debería ser preferible el control de la muestra por el equipo investigador sobre el tamaño de ésta; ignoro el control de YouGov sobre su panel muestral pero habrá que suponer que el trabajo se realiza de manera profesional y que un panel masivo de personas que responden encuestas por Internet es representativo de la población general. En concreto, en EE.UU. y Reino Unido YouGOv cuenta con paneles de 1.000.000 y de 350.000 individuos respectivamente, no a todos les fue enviado el cuestionario sino sólo a una fracción (no se especifica), y la tasa de respuesta habitual en este tipo de estudios es del 35-50%. Además de los países citados, también se realizó el estudio en Rusia, Alemania e India.

Según los resultados un 70% de los encuestados habían jugado al ajedrez alguna vez en su vida (aunque fuera en el colegio), y recordaban el juego con admiración aunque ya no lo practicaran; esta proporción se mantenía estable en todos los países del estudio. Un porcentaje del 12% de los encuestados en el Reino Unido jugaban actualmente al ajedrez (al menos una vez en el último año), 15% en EE.UU., 23% en Alemania, 43% en Rusia y 70% en India. En el caso de los indios, el porcentaje se corresponde con el segmento de la población considerado ABC1 en estudios de marketing, es decir, clase social media-alta y superiores, así que no parece que el estudio pueda concluir que el ajedrez es un deporte de pobres. Más de la mitad de estos jugadores habituales de los cinco países del estudio pertenecen al segmento de edad entre 18 y 34 años (no se especifica sexo ¿hombres principalmente?).

Respecto a las características que identificaban con el ajedrez, tanto aquellos que declaraban ser jugadores como aquellos que no identificaban el ajedrez en mayor grado que otros juegos o deportes con atributos como inteligencia, sofisticación, estrategia, perfección y complejidad, algo que en términos de marketing se enuncia como “el ajedrez es de pensadores y triunfadores”. Además, los jugadores de ajedrez parece que se difenciaban sustancialmente de aquellos que no jugaban y eran consumidores de medios escritos -especializados y generalistas- entre 2,5 y 5 veces más.

Respecto al nivel socioeconómico, y a pesar de que debido a sus escasas barreras de entrada el juego se practica en todo el espectro socieconómico, el 78% de los jugadores en EE.UU. tenían estudios universitarios, el 21% de los jugadores pertenecían a hogares con renta superior a los 120.000 dólares (recordemos, jugador se corresponde con aquel individuo que en el último año ha jugado al menos una partida, aunque sea por Internet). La probabilidad de que un jugador gastara en un bien de lujo (coches, joyas, relojes, alcohol de marca, compras on-line) era entre un 40-100% superior a un no jugador; con estos datos sin duda el jugador de ajedrez resulta ser bastante consumista.

En resumen, para AGON existe un segmento de población que tiene interés en el ajedrez, no necesariamente en jugar pero sí en sentirse identificado, y con un poder adquisitivo considerable. Uniendo dinero con deseos, AGON quiere explotar publicitariamente los grandes eventos del ajedrez mundial. E indirectamente, ha facilitado los mercados objetivo: EE.UU., UK, Alemania, Rusia e India, y todos aquellos que se puedan considerar análogos. Por medio de esta analogía es por lo que parece que se llega a la cifra de 605 millones, aunque me plantea dudas si se llega a ella en base a la población mundial o en base a países análogos (total de la Unión Européa, Canadá … China). En cualquier caso, es el dinero de AGON y supongo que no tienen interés en mentirse a sí mismos. Claramente, para cumplir sus objetivos necesitan sacar los grandes eventos de ajedrez del Caúcaso y llevarlos a países de mayor poder adquisitivo, nadie se va a sentir identificado con una actividad que se lleva a cabo en esas zonas geográficas, no al menos en los términos en que ese informe enuncia. Porque no lo olvidemos, todas estas cifras no hablan realmente de como desarrollar el ajedrez: hablan de cómo ganar dinero con la explotación comercial del ajedrez (aunque ambas cosas pudieran ir de la mano).

Fuentes: